reclamacion cartel camiones

1. SANCIÓN MILLONARIA DE LA COMISIÓN EUROPEA A LOS FABRICANTES DE CAMIONES POR EL ACUERDO DE PRECIOS

Los fabricantes de camiones MAN, VOLVO, RENAULT, DAIMLER, IVECO y DAF alcanzaron un acuerdo que ha estado vigente durante al menos 14 años (desde 1997 hasta 2011) por el que:

a) Acordaron aumentos en los precios de venta de sus camiones (en concreto camiones con un peso de entre 6 y 16 toneladas denominados “camiones medios” y los camiones de más de 16 toneladas “camiones pesados” tanto camiones rígidos como cabezas tractoras;

b) Acordaron el retraso de la introducción de nuevas tecnologías con clara finalidad medioambiental que suponía una reducción de las emisiones de los motores y un ahorro en los costes del combustible.

Así fue constatado por la Comisión Europea tras un proceso de inspección llevado a cabo por la misma que comportó la imposición de sanciones millonarias a dichos fabricantes por la comisión de una infracción única y continuada del art. 101 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea consistente en la celebración de acuerdos colusorios de fijación de precios mediante la Decisión de la Comisión de 19 de Julio de 2016 publicada en el Diario Oficial de la Unión Europea el 6 de Abril de 2017.

El fabricante SCANIA ha sido sancionado con posterioridad por los mismos hechos.

 

2. CAUSA DE LA IMPOSICIÓN DE LA SANCIÓN – PRÁCTICAS PROHIBIDAS POR LA LEY DE DEFENSA DE LA COMPENTENCIA

Estamos pues ante una infracción de la normativa sobre la competencia dentro del espacio de la Unión Europea consistente en la fijación o pacto de precios entre los fabricantes quienes acuerdan de antemano a qué precio venderán sus productos en el mercado, produciéndose por tanto un falseamiento de la competencia dado que en realidad ninguna diferencia de precio puede apreciarse en la adquisición de dichos bienes entre un fabricante u otro.

A tal respecto interesa poner de manifiesto la relación de conductas que están prohibidas y sancionadas en virtud de la Ley 15/2007 de Defensa de la Competencia, dado que en muchas ocasiones dichas prácticas pueden pasar totalmente desapercibidas tanto para las empresas que las cometen como para las empresas y consumidores que se ven afectados por dichas prácticas. A tal respecto la Ley 15/2007 de Defensa de la Competencia dispone en su art. 1 que:

“Se prohíbe todo acuerdo, decisión o recomendación colectiva, o práctica concertada o conscientemente paralela, que tenga por objeto, produzca o pueda producir el efecto de impedir, restringir o falsear la competencia en todo o parte del mercado nacional y, en particular, los que consistan en:

a) La fijación, de forma directa o indirecta, de precios o de otras condiciones comerciales o de servicio.
b) La limitación o el control de la producción, la distribución, el desarrollo técnico o las inversiones.
c) El reparto del mercado o de las fuentes de aprovisionamiento.
d) La aplicación, en las relaciones comerciales o de servicio, de condiciones desiguales para prestaciones equivalentes que coloquen a unos competidores en situación desventajosa frente a otros.
e) La subordinación de la celebración de contratos a la aceptación de prestaciones suplementarias que, por su naturaleza o con arreglo a los usos de comercio, no guarden relación con el objeto de tales contratos.”

 

3. RECLAMACIÓN DEL SOBREPRECIO PAGADO EN LA COMPRA DE DICHOS CAMIONES:

En virtud del Real Decreto – Ley 9/2017 se transpuso a nuestro ordenamiento jurídico la Directiva Europea 2014/104 de Defensa de la competencia en la que se desarrolla la normativa aplicable en materia procesal respecto de las acciones por daños derivados de infracciones del Derecho de la Competencia.

Ello comporta que los titulares de los camiones de las tipologías afectadas (tanto empresarios individuales como sociedades) puedan reclamar a dichas compañías fabricantes de forma solidaria por los daños que han sufrido al haber adquirido un camión con un sobreprecio indebidamente abonado en la adquisición de dicho vehículo.

Las empresas fabricantes afectadas han reconocido que el sobreprecio oscilaría entre un 15% y un 20%.

Por tanto si su compañía o Usted adquirieron entre los años 1997 y 2011 en virtud de compraventa o a través de leasing a los fabricantes MAN, VOLVO, RENAULT, DAIMLER, IVECO, DAF y SCANIA vehículos de las siguientes tipologías:

a) Camiones con un peso de entre 6 y 16 toneladas denominados “camiones medios”;
b) Camiones de más de 16 toneladas “camiones pesados”;
c) Camiones rígidos como cabezas tractoras;

Tenga usted presente que podría entablar una acción de reclamación para recuperar entre un 15% y un 20% del precio que pagó por dicho vehículo.

Para ello rogamos que nos hagan llegar de FORMA URGENTE para evitar la prescripción de su reclamación la siguiente documentación por PDF precisa para valorar si Usted tiene o no acción de reclamación

1) Factura de compra y si dispusiera de ello comprobantes del pago de la compra o contrato de leasing;
2) Tarjeta de Inspección Técnica del Vehículo;

Desde el Departamento Legal de LLITERAS & CIA, S.L. nos ponemos a su disposición tanto para asesorarles en dicha tramitación como en la defensa de sus intereses si se está viendo afectado por una conducta prohibida por la Ley de Defensa de la Competencia.